lunes, 26 de mayo de 2008

Los sismos que me causan los miedos...

No tengo muchas ganas de escribir, pero algo para sacarme el malestar tengo que hacer. Un montón de cosas pasan y van a seguir pasando. A veces parece que la vida se estanca, pero no lo hace.
Un fín de semana desesperado e intranquilo, para mí. Surgen cosas que no aguanto y las tengo que pasar. Saltan del alma y queman los alrededores. Saltan chispas. Cuidado. En cualquier momento se prende todo.
El rubio apareció y alegró el único instante de respiro que tuve. Unas amigas de fierro y los abrazos que mas necesité. Siempre conmigo, en cualquier lugar. No tuve tiempo ni ganas de pensar en el amor triste que me deja su presencia y su ausencia. Puedo sentir que no quiero nada mas, hasta que se pose de vuelta cual mariposa. Momento en el que caigo rendida a sus pies. Me motiva escribir sobre lo que me motiva para bien, mas que lo que lo hace para mal. La tristeza es demasiada y no quiero darle tanta cabida.
Hay cosas que no se y nunca las voy a saber. Aprendemos a vivir con eso. Otra no queda.
Pasa que tengo ganas de gritar muchas cosas y me estanco en el paso del tren. La iglesia queda latente, cualquier cosa sirve.
Mayo, mes de festejos y cumpleaños, raro transcurso del 2008.
Con días de distancias festejamos el aniversario de nuestro nacimiento. Horas de diferencias para el festejo. El mismo lugar, las mismas intenciones y diferentes conclusiones. Diferentes edades, el mismo saber. La misma vida y todas los momentos juntos. Los gritos de unos, los gritos del otro. Una guerra de canciones de un lado y la guitarra del otro. Poca cabida. En cualquier momento cruzamos, pero no se dió.
Las ganas de festejar estaban presentes. Muy feliz cumpleaños y...
Y nada... Había pasado agua debajo del puente. Hablo y escribo siempre sobre él, porque me alegra la vista. Me sigo preguntando todavía... ¿Como puede haber una persona tan linda?, la hay, existe y la miro con frecuencia, porque está siempre al alcance de mis ojos. En vivo y en directo. La perfección hecha hombre y poca vergüenza de seguir repitiendolo hasta el artazgo.
No es mío, no es de nadie. No me conformo con esto y como no lo tengo, busco en otro lugar. No existe tal. No importa. Ya encontramos bastante como para seguir manteniendo las ganas.
Tenemos cualquier cantidad de cosas y ninguna alcanza para tanto. Alivio de lunes.
Reparadora siesta imaginaria y llena de carga virtual.
Tengo obligaciones que cumplir. Y tengo cosas que decir. Pronto apareceran en la pantalla. Porque poco me importan ya las cosas.
Fotos estúpidas, recuerdos ingratos y mucha casa sin terminar. Un manto de piedad sobre las cosas. Equilibrio plancentero.
Quiero terminar en ese asiento, por lo menos para dejar de escribir cosas inútiles. Paso a la acción después de cierto momento. Porque es evidente que, y no hay ya nada que pueda ocultarlo... ME VOLVES CADA VEZ MAS LOCA!
Con toda la sinceridad del mundo...

jueves, 22 de mayo de 2008

Paro y reacción!

Caos titulan algunos. Puede ser, según lo que quieras informar. Palabra descartada de la rutina diaria. Hoy todos hablan de marketing. Paro general en Rosario hace generar caos. Sigo insistiendo, puede ser. Yo lo plantearía diferente y no es que quiera informar. Como todo lo que hice hasta ahora, lo que quiero es escribir sobre lo que se me da la gana. Hoy, en este momento, creo conveniente escribir sobre esto.
Un taxista degollado a la madrugada, paro del sector transporte para pedir por seguridad, una ciudad que se cansa y termina por apoyar. En consecuencia una ciudad al 20%. Salgo de trabajar sin enterarme de nada, no mas de lo que lo hice al salir de mi casa. Y me encuentro con... dos autos en la calle. Nada mas. Quiero informarme de lo que pasa. Llego a mi casa y me dicen que hay paro de transporte por repudio al asesinato del taxista. Me parece bien. Medida rutinaria si la hay. Con soluciones supuestas y mañana volvemos a la insegura normalidad.
Parece que no es un paro mas. Ojalá sea así. Hasta que alguna vez toquemos fondo y salgamos del ahogo. Sin ser selectos, ni ponerme en nazi. Hoy yo también me adhiero. NO al paro. Me adhiero a hacer cosas por mejor la sociedad. Porque me imagino que sabran que esto es culpa de todos, no? Es culpa mía y tuya, quien sea que lea este texto. Es culpa de generaciones de políticos, dirigentes y dirigidos que no funcionaron. De una sociedad sin educación, sin oídos para escuchar, sin reaación para reaccionar y de individuos solitarios que no saben actuar en sociedad. Es culpa de todos y de cada uno. Es culpa del silencio y de la ignorancia. Y hasta seguro que es culpa de todos los "negros de mierda", no? Que seguro que hay que matarlos a todos para que no haya mas problemas, no? Esa es la solucion?
Pongamonos a pensar. Cuantos de ustedes piensan eso y cuantos no? Ojalá la mayoría piense que no es así. Ojalá pensemos que todos somos personas, que tenemos historias diferentes, que nacimos en esta sociedad que nos forma y que nos hace y que es, repito, CULPA DE TODOS LO QUE PASA.
Soluciones hay muchas y son en conjunto. Conciencia colectiva la llaman. ¿ La tendremos? ¿ La formaremos? ¿ Queremos cambiar esta sociedad? Porque de lo mismo que nos quejamos, no nos ocupamos de cambiar.
Para que no queden dudas de lo que pienso, que esto es CULPA DE TODOS Y TODOS NOS TENEMOS QUE OCUPAR DE CAMBIARLO.
Porque me canse de la hipocrecía y ojalá que ustedes también.

jueves, 15 de mayo de 2008

FLORENCIA .15 DE MAYO.

Esto es fácil. Lo que necesitaba, lo tengo. Un día productivo y feliz. Los 23 primeros años de mi vida, dio vueltas y trajo sorpresas. Decisiones, cosas raras, salidas sin pensar y pensando en algo nuevo. No tengo historias, escribo con una sonrisa en la cara. Me gustan las fotos, me gusta salir y encontrar libertad. Ánimo no me falta. Me cruzo en un bar con mi ex y la novia, no me importa. Fué lindo mientras duró. Un examen de economía justificador de faltas que terminó en aprobado. Amigas, mensajes, llamadas y algo de miedo. Tengo 23 años y me hace feliz.
Quiero un monton de cosas que no tengo, pero las trato de conseguir. Hoy no pense en mí, hoy hice. Una iluminación dejó mi cabeza debutante y conseguí cierto aire de diva al salir. Quiero lo que me falta. Pero dejo de escribir sobre las mismas cosas de siempre. Me corro de lugar. Esto es nuevo, al igual que mis 23...
Hoy 15 de mayo, a las 20.00 hs con las ganas de siempre y el coraje que no tuve nunca salgo al mundo. Ésta soy yo, Florencia. Acá estoy.